Niacinamida acné

9 / 100

El acné, aparte de afectar la piel, puede llegar a afectar la autoestima de la persona que lo padece. Si has tenido acné en tu rostro seguro sabes lo desesperante que es probar con diferentes tratamientos sin ver resultados significativos. Sin embargo, en esta oportunidad hablaremos de una terapia un poco diferente, la niacinamida acné. 

¿Qué es?

La niacinamida se obtiene de la vitamina B3 y está presente en diferentes alimentos. Los cereales, los lácteos, los vegetales verdes y los huevos son una fuente rica de este componente.

Sin embargo, para el tratamiento del acné debe emplearse de forma conjunta (tópica y oral). El uso de productos tópicos en esta afección es esencial, ya que permiten que el principio activo actúe de forma localizada en la piel enferma.

Por ello, son cada vez más las marcas que incorporan esta sustancia en sus cremas y lociones.

¿Por qué es tan efectivo para tratar el acné?

Esta es una sustancia liposoluble estable y con extraordinario poder antibacteriano y antiinflamatorio. Además por ser liposoluble es de rápida absorción.

Por ello, al crear un ambiente inadecuado para la vida y proliferación de las bacterias evita que el acné progrese y que se extienda por diferentes zonas de la piel. También disminuye las rojeces y las inflamaciones dolorosas de algunos tipos de acné.

Además actúa con eficacia reduciendo y controlando la producción de sebo y gracias a ello la piel se vuelve menos grasa.

Una piel con niveles de grasa equilibrados difícilmente padecerá de acné ya que los poros no se taparán por exceso de sebo. Y al aplicar la niacinamida se obtienen todos estos beneficios sin tener que hacer mayores esfuerzos.

Las propiedades antioxidantes de la niacinamida

Pero además de tratar el acné, la molécula tiene acción antioxidante la cual beneficia la piel en diferentes aspectos.

El principal beneficio es su efectiva protección a las células de la piel las cuales son sometidas diariamente a altos niveles de estrés oxidativo. Producido, por ejemplo,  por el tabaco, las radiaciones solares, la polución, la ingesta de alimentos procesados, etc.

Todas estas agresiones ambientales desencadenan arrugas y envejecimiento prematuro el cual es muy difícil de revertir. Por eso, la niacinamida puede ayudarte también a mantener tu piel más joven. Porque te protege de los radicales libres que se producen al exponerte a cualquiera de esas situaciones.

Además, estimula la regeneración de las células de la piel.

¿Cualquier persona puede usar la niacinamida?

Sí. Esta es una sustancia noble, que puede ser usada en cualquier tipo de piel sin importar la edad de la persona y recibir sus beneficios por igual.

Solo debes tener precaución al elegir la textura del producto de acuerdo a tu tipo de piel. Si tu piel tiene un brote severo de acné y la piel es grasosa lo más recomendable es que elijas un producto en gel. De esta forma es más fácil de extender y se favorece la absorción a través de los poros.

Ahora si tu piel está reseca lo más recomendable es que te apliques un producto con textura cremosa. Esto te ayudara a retener el agua y mejorar el aspecto seco.

Deja un comentario